Willkommen auf den Seiten des Auswärtigen Amts

Una portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores dijo sobre la incesante violencia en Nicaragua:

10.07.2018 - Artículo

 

Con motivo de los continuos enfrentamientos entre manifestantes, simpatizantes del gobierno y las fuerzas de seguridad en Nicaragua, en el marco de los cuales ayer también atacaron a representantes de la Iglesia Católica, una portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores dijo hoy (10.07.):

El Gobierno Federal condena enérgicamente el ataque contra los representantes de la Iglesia Católica en Nicaragua, quienes median en el marco del diálogo nacional y defienden el fin de la violencia. El gobierno y las fuerzas de seguridad tienen el deber de garantizar la seguridad de la población.
 Instamos a todos los involucrados a que busquen una solución pacífica a la crisis por el bien del país y continúen decididamente el proceso de diálogo nacional. Expresamos nuestro sentido pésame a los familiares y amigos de las más de 300 víctimas. A los numerosos heridos les deseamos una pronta y completa recuperación. Las circunstancias de las muertes deben ser esclarecidas pronta y exhaustivamente y los perpetradores deben rendir cuentas. En el marco de la Unión Europea y en cooperación con la Organización de los Estados Americanos, el Gobierno Federal aboga por la aclaración de los actos violentos y una solución política a la crisis. 

Información de fondo:

Desde el comienzo de las protestas originalmente pacíficas contra las reformas de la seguridad social en abril, Nicaragua ha sido testigo de constantes disturbios violentos que han dejado más de 300 muertos y más de 2.000 heridos. El proceso de Diálogo Nacional dirigido por la Iglesia Católica busca una solución a la crisis, pero se ve constantemente interrumpido por la violencia en curso. El 09.07, miembros de la Iglesia Católica, incluido el obispo Báez, resultaron heridos en un ataque a una basílica en Diriamba.

Inicio de página